¿Los gatos odian el agua? Conoce cada cuánto debes bañarlo

los gatos odian el agua

Compartir en:

Ya sea porque adoptaste un gato y deseas quitarle las pulgas o porque el gato que ya tenías salió a jugar al jardín y necesitas quitarle todos los parásitos. El baño siempre será una buena opción para limpiarlo.

Pero, a veces el óptimo aseo de tu gato puede convertirse en una tarea con un nivel de dificultad significativo.

Por suerte para ti, no es necesario bañar al gato una vez al mes, como a los perros, sino que se trata de una práctica que se reserva para ocasiones que lo ameriten, aquí encontrarás algunos consejos y recomendaciones:

Cero estrés

Planificar el baño de un gato es como preparar un baño relajante para ti, requiere calma y cuidado de los detalles. Necesitarás lo siguiente: 

  • Una tina pequeña 
  • Dos toallas 
  • Un envase pequeño 
  • Juguetes 

 Debes colocar una toalla dentro de la tina para que el gato tenga confort y pueda arañar, la otra es para secarlo.  

Con el envase pequeño podrás echar agua sobre su cuerpo, luego masajeas con el champú, y enjuagas también con el envase chico, pues así usas cantidades que el animalito no siente amenazantes. Si abres el chorro o la ducha, se asustara. 

Los juguetes distraen a los gatos y por eso ayudan contra el estrés durante el baño. 

¿Los gatos odian el agua?

No abuses de la frecuencia

Los gatos son muy aseados y se acicalan constantemente, por lo tanto, el baño no es algo que debas hacer con frecuencia. Es ideal consultar con el veterinario para que te aconseje el mejor champú a fin de mantener el PH de la piel y no resecarla.

Consejos importantes:

  • Corta las uñas de tu gato el día anterior al baño, para evitar que pueda arañarte.
  • Con tu dedo índice, dibuja con champú un collar alrededor del cuello del gato, eso evitará que las pulgas escapen hacia la cabeza durante el baño.
  • Debes cuidar de no echar agua en los oídos de tu gato. Es preferible usar pequeños tapones de algodón en cada oreja.
  • Convierte el baño en una experiencia grata para ti y tu mascota. Los gatos son perceptivos, si te estresas, tu peludo reaccionará igual.

 Existen otras opciones que puedes utilizar si deseas que tu gato permanezca limpio, el shampoo en seco, por ejemplo, te ayudará a remover la suciedad con un simple pañuelo; no olvides premiarlo con una recompensa al finalizar estas sesiones, este refuerzo positivo convertirá el baño en algo divertido.

 LAIKA cuenta con expertos que te ayudarán a atender a tu peludo desde la comodidad de tu hogar. Si quieres más información haz clic aquí y descubre cómo hacerlo.

Artículos Relacionados

Menú de cierre